Célebres arquitectos diseñan retos creativos para los niños en la cuarentena

12 | 06 | 2020

Una buena manera de que los pequeños aprendan a pensar la arquitectura desde el aislamiento.

La arquitectura es una expresión de valores – la forma en que construimos es un reflejo de nuestra forma de vivir.

—Norman Foster

Adentro

Idear actividades infantiles en tiempos de confinamiento puede ser una misión exhaustiva. Pasado cierto tiempo, las opciones comienzan a agotarse, independientemente del esfuerzo y creatividad que se depositen en éstas. Encontrar tareas que estimulen, diviertan y formen a los niños resulta, sin duda, una labor aún más compleja.  

Bajo esta premisa, la célebre firma de arquitectos Foster+Partners ha lanzado una serie de actividades para niños, creadas por varios de sus más célebres arquitectos, para ser desarrolladas durante la reclusión pandémica. Todas ellas tienen como objetivo entretener y enseñar a los niños sobre la arquitectura, e incitar la consciencia y el gusto por esta disciplina desde el encierro para que, cuando llegue el añorado momento de volver a la vida exterior, puedan mirar el entorno citadino desde otra perspectiva.

Norman Foster

Es difícil no conocer el nombre Norman Foster. Se trata, quizá, de uno de los arquitectos contemporáneos más sobresalientes, originales y deslumbrantes. Él obtuvo el Premio Pritzker (algo así como el Premio Nóbel en el ámbito de la arquitectura) y, también, el Premio Príncipe de Asturias de las artes, entre otros. Sus proyectos se caracterizan por una equilibrada combinación de sofisticadas tecnologías y técnicas sustentables, siendo uno de los primeros arquitectos en unirse a la llamada “arquitectura verde”. Entre sus proyectos más conocidos está el rascacielos de 180 niveles ubicado en 30 St. Mary Axe, en Londres, al que los londinenses apodaron como “The Gherkin” (El pepinillo). Otras de sus obras destacadas son el Reichstag New Parliament de Berlín, el Aeropuerto Internacional de Beijing y el Apple Park (que diseñó en colaboración con Steve Jobs) en Cupertino, Estados Unidos, demuestran que Foster+Partners es uno de los despachos de arquitectura más importantes a nivel mundial.

Desde casa…

La iniciativa de Foster y su despacho para los niños del mundo se llama #architecturefromhome (arquitectura desde casa), y sus retos arquitectónicos tienen la cualidad de ser fáciles de realizar con materiales habituales: papel, tijeras, pegamento, impresora, colores, etcétera. Una de las actividades es la construcción de un rascacielos de papel; es tan fácil como descargar una plantilla desde el portal de la firma, imprimirla, recortar, pegar e iluminar. Otra tarea consiste en la creación de una ciudad propia, a partir de diferentes volúmenes geométricos (que el niño recorta, colorea, arma y pega) con los que se maquetan construcciones que forman calles, cuadras, colonias hasta llegar a una pequeña ciudad a escala —algo que ayuda a entender, de manera lúdica, la lógica del paisaje urbano. Otras actividades incluyen dibujos para colorear, contar historias a partir de una serie de fotografías, e incluso aprender sobre tensión estructural.

Compromiso

Para Foster+Partners, el objetivo principal de este ejercicio consiste en provocar que los niños se formulen una serie de preguntas acerca de su entorno, específicamente sobre su entorno arquitectónico, y que estas preguntas sean el comienzo de un proceso pedagógico, una herramienta hacia la construcción de conocimiento. Una admirable iniciativa que nos habla del compromiso social desinteresado de una de las firmas más exitosas en el mundo de la arquitectura.

Sigue esta liga para visitar el sitio de Foster+Partners y ser parte de este proyecto.

Cargar Más
© 2022 La Vaca Independiente
Aviso de privacidad
contacto@lavaca.edu.mx
Suscríbete a nuestro Newsletter
Recibe una selección mensual de contenidos que te inspirarán.